26 noviembre, 2022

TOKIO 2020: FUTBOL

Goles de Matheus Cunha y Malcom le dieron la medalla de oro al equipo verdeamarelo en la prórroga de un vibrante partido.

TOKIO 2020: BRASIL SE CORONÓ CAMPEON DEL FUTBOL MASCUALINO TRAS VENCER A ESPAÑA 2-1

Goles de Matheus Cunha y Malcom le dieron la medalla de oro al equipo verdeamarelo en la prórroga de un vibrante partido.

Brasil se coronó campeón olímpico en el fútbol masculino por segunda vez en su historia. Cinco años después del oro logrado en Río de Janeiro 2016 con Neymar como estandarte, este sábado repitió el logro en Tokio 2020 capitaneado por Daniel Alves, un multicampeón de todo que a sus 38 años sumó un título sub-23 siendo refuerzo mayor de edad.

El primer aviso lo dio el combinado español a los 16’, cuando Mikel Oyarzábal bajó una pelota de cabeza para Dani Olmo y Diego Carlos casi anota en contra, aunque terminó despejando en la línea. Los europeos, que querían su segundo oro olímpico tras el de 1992, que fue el último que ganó su continente, fueron algo más en el arranque.

A los 38’ dispuso de un penal Brasil y lo malogró. El árbitro pitó la pena máxima a instancias del VAR por un choque del arquero Unai Simon con Matheus Cunha, pero el derechazo de Richarlison se fue por arriba del travesaño. El goleador del certamen y dueño de la número 10 malogró otra ocasión muy clara en el segundo tiempo, cuando el travesaño evitó el 2-0.

Se moría el primer tiempo y cayó el 1-0 a los 47’. Claudinho levantó un centro desde la izquierda, Richarlison devolvió la pelota al medio cuando parecía que se iba por la línea de fondo ante la pasividad de Cucurella, y Matheus Cunha aprovechó la flojísima reacción de Pau Torres y Eric García para ajusticiar de derecha.

España se fue con todo arriba y empató a los 61’. Carlos Soler, que entró desde la banca, llegó al fondo por la derecha y metió un centro perfecto para la llegada de Oyarzábal, quien arrojándose al piso conectó un zurdazo que le ponía justicia al tanteador. Luego acarició la remontada la Roja, pero dos veces se topó con el travesaño en el tiempo regular.

El cansancio empezó a pasar factura de los dos lados, hasta que a los 108’ lo ganó Brasil. Tras un pelotazo largo de Antony que no parecía llevar demasiado peligro para el fondo europeo, Malcom le ganó el pique a un lentísimo Jesús Vallejo, se metió en el área y de zurda puso cifras definitivas al encuentro. El oro fue de Brasil, la plata de España y el bronce para México.

 

[carousel]
[carousel-item active=»true»] [/carousel-item]
[carousel-item] [/carousel-item]
[carousel-item]  [/carousel-item]
[/carousel]