6 octubre, 2022

RECALCULANDO

Heber dijo que en agosto hubo 31 homicidios y “no 42 o 43 como se dice por ahí”

Heber dijo que en agosto hubo 31 homicidios y “no 42 o 43 como se dice por ahí”
“Aún no termina el mes de agosto y ya se cuentan 42 homicidios; un crecimiento de más del 40% respecto a 2021”, había tuiteado Carrera.

El ministro del Interior, Luis Alberto Heber, dijo este martes que en agosto hubo 31 homicidios y “no 42 o 43 como se dice por ahí”, en referencia a las cifras manejadas por algunos dirigentes del Frente Amplio.

“Son 31 porque no se incluyen los abatidos por parte de la Policía, los suicidios y las que son muertes dudosas, en donde no hay un elemento para poder determinar por el Instituto Técnico Forense que fue un asesinato”, expresó Heber en rueda de prensa en el departamento de Rivera.

Para Heber, 31 homicidios es un “número alto”, por lo que en el ministerio están “preocupados”.

Uno de los dirigentes del Frente Amplio que había manejado cifras distintas a las del ministro fue el senador Charles Carrera. “Aún no termina el mes de agosto y ya se cuentan 42 homicidios; un crecimiento de más del 40% respecto a 2021”, expresó el legislador en su cuenta de Twitter el domingo.

Por su parte, el intendente de Salto, Andrés Lima, también hizo su descargo en la red social. “Llegamos a 42 homicidios durante el mes de agosto que aún no ha terminado. ¿Hay que decir con más claridad lo que vemos todos los días en las noticias y los vecinos de todo el país reclaman? El actual Gobierno sigue fracasando también en la seguridad que prometieron mejorar”, escribió el jerarca departamental.

Heber estuvo presente este martes en “Encuentro Binacional Uruguay-Brasil sobre Seguridad Pública” en la ciudad de Rivera. En esta instancia, contó con la presencia de los ministros uruguayos de Defensa Nacional, Javier García, y de Relaciones Exteriores, Francisco Bustillo, así como del secretario de Seguridad Pública del estado de Rio Grande do Sul (Brasil), Vanius Santarosa, y la prefecta de Santana do Livramento, Ana Tarouco, entre otras autoridades.

Coordinando

Heber destacó la labor coordinada con el país norteño para mitigar los efectos del crimen organizado y el narcotráfico en las ciudades binacionales de Rivera y Santana do Livramento, y consideró que el conocimiento que se generará en los talleres de este encuentro permitirá impulsar políticas y coordinar acciones para mejorar la seguridad pública en la frontera.

Por su parte, García dijo que el trabajo del ejército brasileño en esa zona lleva muchos años y es más amplia y experimentada que la del uruguayo, que comenzó hace solamente dos años y medio. Por tal motivo, se acordó realizar ejercicios en espejo entre ambos a fin de maximizar la organización para enfrentar el crimen.

El jerarca añadió que en esta tarea se realizaron más de 11 millones de horas de servicio, se instalaron más de 12.000 puestos de control, el número de patrullajes fluviales y terrestres superó los 40.000 y el de vuelos los 930. En cuanto al resumen de esta jurisdicción, en especial durante la pandemia, las Fuerzas Armadas evitaron 3640 ingresos irregulares de personas al país e intervinieron en 23 casos de incautación de estupefacientes, 35 de armas de fuego y 108 de represión de gran contrabando.

Además, Bustillo señaló que, para el Ministerio de Relaciones Exteriores, la frontera debe ser un ámbito integrador de localidades, sociedades y espacios vecinos. Por tal motivo, indicó que se intensificó el trabajo con las embajadas en Argentina y Brasil y con nuestros consulados en la zona a fin de reactivar las instancias institucionales de relacionamiento bilateral.

El encuentro tuvo seis mesas de trabajo: narcotráfico, crimen organizado, tráfico de personas, abigeato, paso de frontera y marco normativo.

El departamento del norte del país ha sido uno de los más golpeados en la lucha del narcotráfico. En los últimos meses, el territorio fue escenario de enfrentamientos de bandas uruguayas y brasileñas por disputa de territorios.

Trípode

Santarosa destacó en tanto que Rio Grande do Sul implementa desde 2019 una política de seguridad pública “diferenciada” con tres pilares: “Integración policial, inversión calificada e inteligencia policial”.

“Este trípode hizo que, cuando en 2018 el Estado tenía más de 16.000 vehículos robados, con la implementación de la política hayamos concluido 2021 con menos de 5000 vehículos robados”, puntualizó.

En cuanto a los homicidios, dijo que la mayoría están relacionados con el tráfico y el consumo de drogas, y aseguró, además, que hubieran sido más de 3000 desde 2018 de no haberse implementado esa política que, remarcó, implica reuniones semanales entre las jerarquías de las fuerzas abocadas a combatir el crimen.